Rodrigo está enamorado de su proyecto, es en verdad una gran idea que le puede hacer ganar mucho dinero. Pero Rodrigo aún está por descubrir el emprendimiento con impuestos.

Hace tiempo que se está preparando para emprender, ha comprado las maquinarias que necesita, se ha alquilado el local para su empresa y ya lo ha acondicionado, ha registrado su compañía.

Ha conseguido a los empleados que tendrá y ya los ha probado; así que Rodrigo ‘cree’ que está listo para empezar.

POR SI TE LO PERDISTE:       

precios de transferencia en guatemala

¿Por qué decimos que Rodrigo ‘cree’ que está listo?

Porque Rodrigo ha descuidado un detalle muy importante, el delicado tema de los impuestos.

Muchos emprendedores tratan el tema de los impuestos como si de un deporte se tratara, se apoyan en lo que sus amigos les dicen, o peor aún, en lo que encuentran en internet.

Por ejemplo, Rodrigo leyó en internet que, por la constitución y el tamaño de su empresa, no debía pagar cierto impuesto; así que empezó a trabajar sin pagarlo.

Cuando la fiscalización llega, el emprendimiento con impuestos te da tranquilidad

Unos meses después, fue fiscalizado, y en ese momento fue que descubrió que, en efecto, había incumplido con el pago de ese impuesto, y eso le generó una multa descomunal.

Rodrigo descubrió de la peor forma que, cuando se trata de las leyes, el desconocimiento no sirve para excusarse.

El emprendimiento con impuestos le hubiera evitado muchos problemas.

Al otro lado de la ciudad, Patricia montó su negocio, una hermosa tienda.

Ella está muy feliz porque está cumpliendo su sueño.

En sólo un año su negocio está prosperando, y ella está haciendo planes para pasar al mundo online con una tienda en internet.

Pero llegó la fecha para pagar los impuestos anuales, y cuando Patricia ve lo que tiene que pagar, se desmoraliza.

Es tanto dinero, que tendrá que pedir prestado para pagar; y deberá olvidarse de la parte online de su sueño.

Nuevamente el emprendimiento con impuestos le hizo falta a Patricia para llevar su negocio más lejos.

No muy lejos de Patricia, está Juan, que toda su vida ha trabajado como chef para restaurantes de lujo; y después de mucho esfuerzo, por fin logra tener su propio restaurante.

Pero no puede abrirlo, se trata de un reciente cambio en el tema impositivo que él y sus amigos con restaurantes desconocían.

El pobre Juan debe pagar el alquiler del local y los gastos hasta que eso se resuelva y pueda abrir su restaurante.

¿Qué les faltó a Rodrigo, Patricia y Juan?

A los tres les faltó lo mismo: Un aliado estratégico.

El tema impositivo es más complicado en unos países que en otros, pero la verdad es que manejar de forma equivocada el asunto de los impuestos, puede hacer quebrar una empresa.

De ahí la importancia de tener un aliado estratégico en el tema tributario.

Como vimos en el caso de Rodrigo, no basta con lo que encontramos en la red, la información de internet puede estar desfasada, o como descubrió Rodrigo, puede ser que sea cierta, pero  darle una interpretación correcta puede hacer la diferencia.

Si Rodrigo hubiese tenido un aliado estratégico en el tema de los impuestos, con sólo una llamada hubiese podido comprobar si lo que leyó era cierto o no.

El emprendimiento con impuestos te ayuda a prevenir

Su aliado estratégico le habría informado con antelación de la necesidad de pagar ese impuesto, ahorrándole mucho dinero y la molestia de la multa.

En el caso de Patricia, un aliado estratégico en materia impositiva hubiera podido ayudar a optimizar sus impuestos anuales; de esta forma, ella hubiese podido planificarse en función a los recursos con los que realmente disponía.

No contar con un aliado estratégico ha traído como consecuencia que la moral de Patricia se ha derrumbado.

Ahora está decidiendo si vender algunos activos de la tienda, o pedir prestado para pagar el impuesto, endeudarse y pagar intereses.

El pobre Juan es el caso más triste, porque él se asesoró mucho con otros empresarios que tienen restaurantes e hizo todo lo que le dijeron al pie de la letra.

Pero como descubrió por las malas, los impuestos cambian.

Un aliado estratégico experto en tributos hubiese podido advertirle sobre el cambio en la ley que le aplicaba.

Esos aliados están actualizados día a día con los cambios que se producen en materia de legislación tributaria.

No tener un aliado estratégico en materia de impuestos le está costando mucho dinero a Juan; él no sabe cuándo podrá abrir su restaurante; así que el alquiler del local y los gastos se están comiendo sus ahorros.

NO DEJES DE LEER:

Es hora de tomar decisiones

Rodrigo está decidido a que esto no vuelva a ocurrirle, así que se puso en contacto con un aliado estratégico en materia fiscal; que rápidamente le ayudó a ponerse al día con toda la información que necesitaba sobre los impuestos que debía pagar.

Son muchos emprendedores han descubierto que una de las claves para el éxito de sus empresas, es tener a su disposición a algunos expertos en materia tributaria.

Un aliado estratégico de ese tipo, puede ahorrarnos algunos dolores de cabeza y mucho dinero.

No tomes riegos, tome la decisión de confiar en nosotros, ¡Contáctenos!

Vesco consultores Profesionales de confianza.

Valora éste artículo con 5 estrellas, esto nos motiva a seguir compartiendo contenido de valor para ti.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (4 votes, average: 5,00 out of 5)

Cargando...

Vesco Consultores:  Firma de auditoría en Guatemala